¿CÓMO HACER BOLAS DE NIEVE PARA COMÉRSELAS?

por | Abr 8, 2019

Bolas de nieve dulces que resultan ser magdalenas ricas, ricas y fáciles de preparar. Aquí tienes cómo hacerlo.

 

En cualquier época del año

Me apetecía mucho hacer esta entrada sobre bolas de nieve dulces. Para amantes de las bolas de nieve y a quienes además les guste enredar en la cocina. Para ellos y ellas he reunido dos recetas diferentes a partir de las cuales podéis animaros a hacer vuestras propias creaciones. No hace falta que esperemos a la Navidad, cualquier momento es bueno para endulzarnos un poquito la vida.

La primera receta es de Alana Jones-Mann quien crea bolas de nieve dulces preciosas, a partir de una base de magdalena y figuritas de fondant. Tiene la particularidad de ser el único tutorial, de los que yo he encontrado, que nos enseña cómo hacer el “globo de cristal” que es comestible. Como está en inglés, y es un post bastante largo, traduzco aquí solamente el paso correspondiente a la preparación de la esfera de cristal. Como se ve en la imagen el resultado final es sorprendente y tiene muy buena “pinta”. Os dejo el enlace a la receta completa de sus magdalenas de bolas de nieve “retro” que incluye estupendas imágenes de cada paso.

Ingredientes y materialesBolas de nieve cupcakes by Alana Jones

El ingrediente principal de estas esferas de cristal que cierran las bolas de nieve dulces es la gelatina. El resto de elementos no es especialmente complicado. Aquí está la lista:

  • Sobres de gelatina neutra. Hay diferentes marcas en el mercado. Elige una que ya conozcas.
  • Bol o recipiente similar apto para el microondas
  • Batidora y cuchara.
  • 1 cucharada de aceite vegetal
  • Palillos de dientes
  • Globos de agua pequeños.
  • Un trozo de corcho blanco (styrofoam)
  • 1 cucharadita de jarabe ligero
  • 1 cucharadita de copos de cereales (blancos)

 

Paso a paso

Las esferas de cristal se preparan un día antes que el resto de las bolas de nieve dulces ya que necesitan secarse completamente, y para ello conviene dejarlos toda la noche.

1.- Infla los globos de agua hasta alcanzar un tamaño que acorde con el tamaño de las magdalenas que vas a preparar. Átalos con un doble nudo para evitar filtraciones. Introduce entre los nudos un palillo de dientes. Esto te facilitará la manipulación de los globos.

2.- Prepara la gelatina. Para seis globos necesitarás mezclar en el bol apto para el microondas, 6 cucharadas de agua fría y 3 sobres de gelatina en polvo neutra. La proporción es dos partes de agua por  una parte de gelatina en polvo. Con la ayuda de un tenedor mezcla bien los dos ingredientes, y una vez mezclados deja reposar esta mezcla durante 5 minutos. La gelatina cogerá una textura semisólida.

3.- Calienta la gelatina en el microondas durante 20-30 segundos asegurándote de que no rompe a hervir. Al terminar, deja enfriar la mezcla sólo durante un par de minutos ya que es importante que, en el paso siguiente, la gelatina mantenga el calor. Pasa una cuchara por la superficie para eliminar posibles burbujas así como la película que puede formarse en la superficie de la gelatina durante su calentamiento.

4.- Con la ayuda de un papel de cocina, barniza cada globo con una película muy muy fina de aceite vegetal. A continuación introdúcelos uno por uno en el bol con la gelatina. Este paso ha de ser rápido porque la gelatina no puede llegar a enfriarse del todo. Deja que el exceso de gelatina gotee.

5.- Pon a secar los globos. Lo más fácil es clavar en un corcho blanco el palillo de dientes que previamente introdujiste en los nudos que cierran cada globo. No te olvides de proteger la superficie donde vayas a secar los globos, ya que ésta se ensuciará.

6. Para acelerar el proceso de secado, puedes utilizar aire o simplemente dejar transcurrir una noche. Los globos estáBolas de nieve cupcakes by Alana Jonesn completamente secos cuando estén duros. En este momento, retira el globo cortando los nudos con unas tijeras.

7.- Como puedes ver en esta imagen, una vez que ya tienes las esferas de gelatina, hazles una abertura lo suficientemente grande para que quepa la figura de tus magdalenas de bolas de nieve. Puedes dar un toque más sofisticado a tus esferas si en su interior pegas algún “copo de nieve” (trocitos de algún cereal de desayuno “blanco”). Como “pegamento” puedas usar unas gotas de jarabe ligero.

Manos a la obra

Bolas de nieve receta de Sabores de Bolivia

Ahora que ya sabes cómo hacer las esferas de cristal puedes reproducir la receta original de las  magdalenas de bolas de nieve “retro”. Pero si el inglés no es lo tuyo, no te preocupes. Cristina Olmos en su estupendo blog CalendariosaboresBolivia tiene también su propia receta de bolas de nieve dulces. En este caso la figurita está hecha de galleta de jengibre, y la esfera de cristal que cierra la bola de nieve es de plástico..

Ojalá que estas dos estupendas recetas te sirvan de inspiración y te animes con tus propias creaciones y “experimentos”. Y si hasta ahora la repostería no ha sido lo tuyo, igual descubres una nueva pasión, ¿quién sabe?

Si te apetece…

En la página “Tutoriales” encontrarás otras recetas de bolas de nieve para comérselas, y muchas ideas más. 

 

Si te ha gustado esta entrada, ¡¡¡COMPÁRTELA!!! Muchas gracias.

.